ALEJANDRO CASTAÑEDA / NTRZACATECAS.COM
ALEJANDRO CASTAÑEDA / NTRZACATECAS.COM

El gobernador Alejandro Tello Cristerna declaró que las proyecciones que se tenían al inicio de la contingencia “se han rebasado por mucho”, y hay cifras del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) que Zacatecas podría llegar a más de 20 mil casos positivos de COVID-19 al cierre del año.

Durante el informe semanal, expuso que el primer modelo predictivo que se presentó al gobierno del estado proyectaba 100 decesos, mientras que esta nueva proyección de Conacytestá bajo análisis, “para desglosarla”.

“Ya no hablo de expectativas, porque es muy complicado y son inexactas, lo que les puedo decir es que será una pandemia larga”, afirmó.

Declaró que si no hay voluntad y compromiso de los ciudadanos, los contagios seguirán en aumento, por lo que hizo un llamado a seguir las medidas preventivas.

Opinó que, al comenzar la “nueva normalidad”, se presentó un alza en los contagios en el estado.

El índice de defunciones aumentó de una semana a otra, a que pasó de 9.8  a 11 por ciento, mientras que cinco municipios no han presentado casos positivos.

El promedio de contagios diarios también aumentó en la última semana, hasta llegar a 83 positivos por día. Mientras que 2 mil 36 positivos, el 60 por ciento del total de contagios, se han confirmado en las últimas cuatro semanas.

El mandatario informó que la mayoría de los contagios son en mayores de edad, con un concentrado entre personas de 21 a 60 años, sin embargo, 91 menores de edad se han diagnosticados como positivos.

Durante la contingencia, 47 niños se han recuperado, 37 están en aislamiento domiciliario, un menor de 14 años está hospitalizado, estable, 5 más están hospitalizados, graves, y lamentablemente se ha registrado la defunción de un bebé de un mes.

El secretario de Salud, Gilberto Breña Cantú, detalló que el bebé fallecido tenía 27 días con una cardiopatía y salió positivo a COVID-19; la mamá y la abuela, salieron negativas, por lo que el contagio fue comunitario.

Tello Cristerna afirmó que 66 por ciento de los contagios se han concentrado en Guadalupe, Zacatecas, Fresnillo y Nochistlán, y enfatizó que con 285 casos positivos en la semana pasada el “foco rojo” está en la zona metropolitana de Guadalupe y Zacatecas.

Sin descuidar otros padecimientos

Breña Cantú reiteró que el uso de cubrebocas reduce el porcentaje de un posible contagio, y no se ha descuidado la atención de otros padecimientos.

Aseguró que el sector salud ha brindado 48 mil 690 consultas, 26 mil 500 de especialidad, 12 mil 500 cirugías, 50 mil urgencias médicas, 679 mil estudios de laboratorio y 35 mil estudios de Rayos X.

“Aunque el COVID nos lleva una parte muy importante, todos los padecimientos siguen su curso y tenemos que seguir atendiéndolos

Precisó que normalmente el índice de mortalidad en el estado es de 9 mil 600 personas; en lo que va del año, van 4 mil 246. El 8.5 por ciento de las defunciones han sido por COVID-19 con alguna comorbilidad.

Sobre los contagios del personal médico, 397 casos, afirmó que la mayoría no fueron en las unidades médicas o en las áreas COVID, ya que siguen las medidas de seguridad.

Detalló que tres médicos y cinco enfermeras en activo han fallecido, mientras que el resto corresponde a médicos que no estaban en activo y personas de otras áreas.

Puntualizó que en la UNEME se han recibido a 289 pacientes con COVID-19, de los que se han registrado 253 altas y 80 defunciones.

Agregó que se contrataron a ocho médicos más para esta unidad COVID, y esperan contratar más médicos egresados en las próximas semanas, sin precisar un número exacto.


Los comentarios están cerrados.