REFORMA
REFORMA

ZACATECAS. Sin especificar número ni inicio de aplicación, la Secretaría de Salud de Zacatecas (SSZ) confirmó que de las vacunas que recientemente llegaron al estado habrá para parte del personal médico pendiente. En respuesta a las protestas en el sector, el titular Gilberto Breña Cantú argumentó que faltan pocos trabajadores por inmunizar y que los contagios han disminuido.

Este lunes, en conferencia de prensa, el secretario justificó que, de las 11 ramas prioritarias del sector salud, los empleados que aún no reciben dosis “ya no son tantos, realmente son pocos”.

En cuanto a los profesionales de instituciones privadas, aclaró que “cuando decimos que hay cerca de 3 mil gentes, estamos hablando de enfermeras, odontólogos, radiólogos, químicos, no nada más hablamos de médicos y enfermeros”.

Esto luego de las demandas de sindicalizados de la dependencia estatal y colegios de especialistas que se unieron al reclamo a nivel nacional y cuyas manifestaciones, como posicionamientos públicos y trabajo bajo protesta, se han extendido durante semanas en Zacatecas.

Contrario a los señalamientos del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (SNTSA) por incumplimientos de la Federación, Breña Cantú afirmó que “los lineamientos a nivel federal los han respetado, nos oyen, pero no ha habido ningún cambio en la política nacional de vacunación ni se ha podido comprar, sino todas son a través del gobierno federal”.

Tras la solicitud de guardias mínimas por el riesgo de infecciones, aseguró que éstas han disminuido entre el personal. “Hemos hecho todo lo que nosotros podemos hacer. Nos solidarizamos con ellos, estamos de acuerdo, pero la realidad es que los últimos meses el número de casos, aún en oficinas centrales y en otras áreas de salud, han sido mínimos”, afirmó.

Precisó que, después de la vacunación al personal del sector, los casos bajaron de 250 a “menos de 25 que se contagian” cada 14 días, incluidos los institutos Mexicano del Seguro Social (IMSS) y de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), IMSS-Bienestar, servicios de salud y Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

Además, el secretario defendió que “los contagios no son en las instituciones, han sido en reuniones privadas, familiares, cuando uno hace confianza”.

Al subrayar que “lo que hay que entender es que la vacuna no es la solución porque no va a evitar que nos enfermemos”, subrayó también la importancia del autocuidado y de conservar las medidas de prevención.

“Entiendo que todo mundo se siente vulnerable, cree que puede tener contagio, y es ahí donde insistimos: si seguimos cuidándonos, podemos controlar esta pandemia; si no, vamos a tener un repunte”, advirtió Gilberto Breña.

Consideró que “es una cuestión de cultura y de respeto a los demás” y ejemplificó con países como Israel, “que han cambiado completamente”, y Chile “que tiene otra vez una ola y los hospitales llenos”.

El titular de la SSZ respondió que el número de vacunas disponibles, con una entrega escalonada, es el problema más grande para completar la inmunización de los trabajadores.

No obstante, reiteró: “va a llegar vacuna para personal, para terminar con todos los médicos y enfermeras que nos faltan y algunas gentes vulnerables dentro del sector salud que estuvieron en sus domicilios por comorbilidad, para que se reincorporen a sus actividades”.

El gobernador Alejandro Tello Cristerna destacó que se trata de una situación a nivel nacional y que “el presidente [Andrés Manuel López Obrador] fijó una postura muy clara”. A los estados, añadió, no se les ha permitido tomar atribuciones, pues todo “ha sido con base en un ordenamiento federal”.


Nuestros lectores comentan