REFORMA
REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO. Luego que una Comisión Especial Dictaminadora resolviera que Alejandro Gertz Manero cumple con los requisitos necesarios para ingresar al Sistema Nacional de Investigadores (SNI), académicos reprobaron lo que consideran un «regalo» para el Fiscal General de la República.

«La Comisión Revisora del SNI -en línea, al parecer, con una resolución de @CONAPRED- dicen que para tener nivel III no se requiere publicar en editoriales de prestigio; tener obra dictaminada; dirigir tesis de grado. Todo, para darle otro regalito a Gertz Manero. Dan asco», condenó en Twitter la abogada y académica del CIDE Ximena Medellín.

«¿Y sus publicaciones internacionales? ¿Y las tesis doctorales que ha dirigido? ¿Y las múltiples citas a su obra? Romper las reglas del SNI para darle ¡SNI nivel III! -ni siquiera I o II- a alguien como Gertz Manero es otra forma de destrucción institucional», cuestionó en la misma red socia la historiadora y economista Aurora Gómez.

En 2010, Gertz Manero inició su proceso de ingreso al SNI, obteniendo resoluciones negativas en cinco ocasiones por carecer de méritos, las cuales impugnó en tribunales federales.

Una vez que estuvo al frente de la Fiscalía General de la República (FGR), el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) emitió una recomendación al Conacyt por presuntas actuaciones de trato diferenciado en agravio del Fiscal a través de las comisiones dictaminadoras.

De ahí que la Comisión Especial Dictaminadora, presidida por Eduardo Villanueva, evaluara y resolviera que Gertz Manero cumple con requisitos de ingreso como contar con el grado de doctor, acreditar docencia, desempeñar su labor en el País y, sobre todo, «realizar habitual y sistemáticamente investigación científica».

Además de aprobar el ingreso del Fiscal al SNI, la Comisión le otorgó el nivel III al instante, sin tener que pasar por los niveles de Candidato, I y II, como el resto de investigadores del País.

«He conocido SNI III inmerecidos y rechazos a SNI III injustos. Pero esta es la primera vez que sé de un caso en que, con recursos legales y la venia del Conacyt, se revierte un dictamen académico y se desvirtúa esta distinción entrando por la puerta de atrás. Otro mal día para el SNI», lamentó el sociólogo Patricio Solís.

Algunos académicos, como Luis Enrique Chávez Aridjis, coordinador del Centro de Estudios Alonso Lujambio del ITAM, destacaron que, como SNI III, Gertz Manero sumará mensualmente alrededor de 30 mil pesos a los 151 mil que ya percibe como Fiscal.

Esto sin ningún impedimento legal por ser funcionario público, pues la más reciente reforma al reglamento del SNI así lo permite.

Esta misma reforma excluyó a mil 632 investigadores de instituciones privadas de recibir el apoyo.

«Esto es el colmo. Conacyt castiga a muchos investigadores SNI, pero premia a Gertz Manero incluyéndolo en el padrón y en un nivel donde se necesitan mucho más artículos de los que tiene», criticó la doctora en biología molecular Roselyn Lemus Martín.

«Criterios a modo. Discrecionalidad en la toma de decisiones. Para mis amigos, la ley. Para otros -investigadores en IES privadas, investigadores sin adscripción-, la discriminación», posteó el químico y nanotecnólogo Miguel Ángel Méndez.

«Y pensar que hay gente que pasa 20, 30 años de su vida haciendo investigación de frontera, publicando en revistas arbitradas y formando recursos humanos de alta calidad, y que nunca pasan del nivel I o II».

Ricardo Sánchez
Agencia Reforma


Deja un comentario