STAFF/NTRZACATECAS.COM
STAFF/NTRZACATECAS.COM

JEREZ DE GARCÍA SALINAS. Integrantes del H. Ayuntamiento de Jerez en todos los niveles jerárquicos signaron la carta compromiso «Construyamos la Paz», un documento que tiene como objetivo generar las coordenadas institucionales sociales y personales para garantizar una vida libre de violencia.

El evento de carácter institucional tuvo lugar en el Teatro Hinojosa, donde el alcalde José Humberto Salazar Contreras estableció que la paz inicia en casa y esta iniciativa debe tener un punto de partida resolutivo de fondo; consideró que el rescate del tejido social tiene que iniciar en la familia, por lo que hizo un llamado a los integrantes del gobierno municipal a sentirse como una familia, independientemente del cargo que desempeñen.

Tras agradecer la presencia de regidores, directores, subdirectores, jefes de departamentos y servidores públicos de las diversas áreas del Ayuntamiento, el alcalde destacó que el documento es un compromiso de cambiar la forma de trabajar y crear un ambiente cálido, de armonía, de respeto.

Señaló que cuando hay armonía en el trabajo, todo funciona y se logran los objetivos, porque se inicia un ambiente laboral más agradable, pero en contraparte una mala relación institucional, se refleja al exterior y si el corazón de la administración no lleva un buen ambiente, también hacia afuera va a tener una mala imagen y va a provocar desorden y, por ende, propicia un desorden social.

Reflexionando en torno al contexto actual, señaló que la situación que se vive es un problema que viene de tiempo, de muchos años, que no inició aquí en Jerez, pero que se ha venido dando a raíz de una descomposición social y una inequidad en la población, por la pérdida de valores en la familia; “la familia es la base de una buena formación y un buen desarrollo y tejido social, pero cada vez estamos sintiendo más ese descontrol de ese equilibrio”, señaló.

Finalmente, planteó que esta iniciativa pueda llegar a todo el estado e incluso ser un proyecto nacional, porque la única forma de alcanzar buenos logros es iniciar de una base y la base es el municipio; reconoció que es difícil y el camino escabroso para llegar a una armonía social, pero no es imposible.

La carta compromiso fue signada por el alcalde y su esposa; la síndico y regidores de las diversas expresiones partidarias representadas al interior del Cabildo, el secretario de Gobierno y la totalidad de directores y jefes de departamento, firmando el documento en calidad de testigo y con la representación de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), Brenda Quijas de la Riva.

Fue el regidor Carlos Félix Carrillo el encargado de presentar el texto del Programa Municipal para la Construcción de la paz, por el cual, integrantes de la administración, priorizarán acciones, obras, proyectos y recursos en función de la generación de políticas públicas encaminadas a disminuir las brechas de desigualdad que tanto lastiman y lesionan a nuestra sociedad.

El texto plantea la paz como un proceso que se construye a través de la generación de confianza, acceso a los derechos y la puesta en marcha de acciones como la construcción de lazos comunitarios, cohesión social, acuerdos de manera conjunto a través del diálogo para la solución de problemas y acciones y respuestas mediante la implementación de políticas públicas en atención a las necesidades más urgentes.

Establece que para construir la paz en nuestro Municipio, será indispensable contar con un diagnóstico de cada uno de los sectores que integran la sociedad, elaborando proyectos con base en la realidad de las personas y sus entornos, que permitan la cohesión social y tengan como premisa el respeto a los derechos humanos y la atención prioritaria para los sectores que presentan desigualdades sociales más profundas, (mujeres, adolescentes, jóvenes, personas de pueblos originarios y afrodescendientes, con discapacidad, adultos mayores y personas de la comunidad LGBTTTI), implementando proyectos y obras dignas, que disminuyan las brechas de desigualdad y atiendan el ejercicio de los Derechos Sociales.

Para el logro del propósito y hacer de la PAZ en el Municipio una realidad, se adquiere el compromiso de trabajar con lealtad e integridad, promoviendo una cultura ética y transparente en el desempeño laboral, brindando un trato digno, respetuoso y amable a todas las personas, erradicando cualquier tipo de violencia de género, actuando con transparencia, legalidad e imparcialidad, haciendo uso eficiente y eficaz de los recursos públicos, contribuir a la generación de una cultura organizacional respetuosa, cordial, cooperativa y amable al interior de la institución, todo ello en busca de dar legitimidad a las acciones de gobierno y propiciar la confianza de la ciudadanía.

El compromiso por la paz quedó plasmado de manera simbólica en la imagen de una paloma, cuya silueta fue cubierta de blanco por parte de los integrantes del Ayuntamiento, funcionarios y personal del gobierno, esto en el área peatonal frente a la presidencia municipal.


Los comentarios están cerrados.