CUQUIS HERNÁNDEZ / NTRZACATECAS.COM
CUQUIS HERNÁNDEZ / NTRZACATECAS.COM

ZACATECAS. Una entrega cercana a los 100 mil dólares en toallitas y papel higiénico que se pretendía hacer de manera oficial a la presidenta honorífica o en su caso al director del Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia (SEDIF) se convirtió en un desaire por parte de toda autoridad de la institución, al no haber quién recibiera el cargamento que llevaba Guadalupe Rodríguez, en representación de la Federación de Clubes de Zacatecanos del Sur de California.

El tráiler valuado en alrededor de 100 mil dólares de carga y que, según los deseos de los paisanos, se busca que por medio del SEDIF se distribuya a los sistemas municipales de los 58 municipios, estuvo a punto de dejarse a la deriva, ya que por más de dos horas Guadalupe Rodríguez, mejor conocido como Lupe El Bueno, expresó su molestia al haber quedado plantado por todas las autoridades de la institución.

En evidente molestia por lo ocurrido, informó que el pretexto que le dieron los empleados del SEDIF fue que todos estaban ocupados con el gobernador David Monreal Ávila en un evento del Día del Niño, incluida una mujer de nombre Diana, con quien había estado hablando y con quien había acordado que estaría el viernes 29 a las 13 horas, para hacer la entrega.

“Lo que hicieron no me lo están haciendo a mí, sino a todos los migrantes, para quienes es el crédito, porque están todos los días rajándose la madre para ayudar a los zacatecanos que están acá”, expresó Lupe El Bueno, oriundo de Juchipila.

Comentó que desde enero se anunció que llegaría este cargamento de material sanitario y que estuvo en este tiempo dialogando con Diana, de quien sólo sabe que trabaja en el SEDIF, pero tampoco se presentó.

Ante el hecho, le volvió a llamar sólo para advertir que, si en media hora nadie estaba disponible para recibirlo, él tendría que irse. Fue entonces que enviaron a Juan Francisco Díaz, subdirector de Alimentación y Desarrollo Comunitario para recibir la donación “y él sí me trató muy bien”.

Sin embargo y luego de que fue entregado el cargamento, Lupe el Bueno lamentó el desaire que recibió de parte de las autoridades del gobierno estatal, pues recordó que cuando ellos van a Estados Unidos, son los migrantes los que se desviven en dar una atención de primera.

Aclaró que del gobierno recibieron el pago del transporte para el tráiler, pero en la transportación, el llenado de la unidad, ellos hicieron lo que les correspondía “pero yo creo que no nos trataron bien”.

Para hacer esta entrega, Lupe el Bueno informó que tuvo que pagar un taxi que, como se sabe, contó su tiempo de trabajo y por lo que pagó 3 mil 500 pesos.

Además, una persona de una asociación civil de Río Grande le había expresado su deseo de acompañarlo a Zacatecas para hacer esta entrega, pero no tenía dinero para el transporte, que él se ofreció a pagar, aunque el taxista que lo traería no pudo trasladarlo finalmente.

Recordó que más importante y delicado resulta que, para venir a Zacatecas, el gobierno de Estados Unidos ha hecho la advertencia de no viajar acá por la inseguridad.

Eso se le había aclarado a Diana, que no deseaba que fuera un horario en el que peligrara su vida ni la de su esposa, quien lo acompañó; sin embargo, tuvieron que viajar con miedo, ya que el vehículo tuvo un desperfecto y la noche cayó en el transcurso, lo que reprochó aún más el migrante.

Rodríguez consideró que pudieron haber “mandado a la fregada al gobernador” por un rato, “qué mala onda, qué mal trato”, dijo, de las autoridades, cuando al menos tuvo la atención requerida de algunas empleadas del SEDIF, a quienes no hubiera sido posible hacer la entrega oficial de la donación.

“Queríamos hacer una entrega formal, era lo correcto, pero fue un trato horrible”, ya que incluso fue plantado también por Diana, con quien había hecho el trato del día de la entrega.

Ante lo sucedido, pidió a las autoridades del gobierno que no ignoren el trabajo de los paisanos, de los migrantes que hacen todo lo posible por hacer sus donaciones y cuestionó si así será con los próximos tráilers que ya tienen planeado enviar con otro tipo de ayudas.

“No sé si estoy mal”, dijo, pero consideró que no estuvo bien el trato recibido “y si no les gusta mi comentario, la verdad me vale madre”, expresó Lupe el Bueno.

Además, recordó que los paisanos han hecho un gran esfuerzo por aumentar las remesas año con año, siendo millones de dólares los que han estado aportando y que, si el fisco los registrara, sería “algo bien importante”.


Los comentarios están cerrados.