KAREN CALDERÓN / NTRZACATECAS.COM
KAREN CALDERÓN / NTRZACATECAS.COM

ZACATECAS. El obispo de la Diócesis de Zacatecas, Sigifredo Noriega Barceló, en su mensaje del Día de las Madres reconoció el trabajo que realizan, así como la importancia del amor materno en la trasmisión de la fe.

Destacó el dolor de las que viven diversas situaciones complejas, como las madres de personas desparecidas, quienes jamás olvidan a sus hijos, luchan y buscan, “en donde lo único cierto es que el hijo no está en casa”.

“Mamás de hijos desaparecidos que buscan, luchan, que sueñan; imposible que el hijo escape de su memoria, del corazón, el amor tiene una memoria grande”.


Los comentarios están cerrados.