REFORMA
REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO. Tras el asesinato de dos sacerdotes jesuitas y el plagio de cuatro personas en Chihuahua, el Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que debió haberse detenido desde el 2018 al responsable de este hecho, José Noriel Portillo, «El Chueco».

«Este delincuente (‘El Chueco’) es señalado como el responsable de los asesinatos, porque incluso hasta identificado por uno de los sacerdotes, también está acusado, con orden de aprensión desde el 2018, porque asesinó a un turista estadounidense», comentó López Obrador.

José Noriel Portillo, «El Chueco», señalado como responsable del asesinato y robo de los cuerpos de dos jesuitas en una iglesia de la Sierra Tarahumara, es líder de un grupo criminal que controla las actividades ilícitas en esa región y está vinculado al Cártel de Sinaloa.

Es buscado por las autoridades estatales y federales por lo menos desde 2017, después de que, según las indagatorias, ordenó un ataque a las instalaciones de la Agencia Estatal de Investigaciones en el Municipio de Urique, con saldo de un elemento lesionado.

Reportes indican que «El Chueco» tiene alrededor de 30 años, es originario de Urique, Chihuahua, y tiene su zona de operaciones en comunidades del corazón de la Tarahumara como San Rafael, Ciénega de Trejo, Guadalupe Coronado, Mesa de Arturo, Cerocahui y Bahuichivo.

Esta mañana, en conferencia en Palacio Nacional, el Mandario federal afirmó que el crimen organizado ha estado infiltrado desde hace mucho tiempo en la Sierra Tarahumara.

«Esa zona de la sierra ha estado, desde hace tiempo, muy infiltrada, penetrada, dominada por la delincuencia. Para tener los antecedentes, en esa zona se han cometido crímenes como lo sucedido en la estación Creel en 2008, que un comando irrumpió en una reunión y asesinaron a 13 personas y lo mismo en toda la región. Entonces, sí es una zona que está dominada por esta banda, por este grupo y se está haciendo el trabajo que nos corresponde», reconoció López Obrador.

López Obrador mencionó que dio la instrucción de que se enviaran a elementos de la Sedena a Chihuahua para actuar en las investigaciones.

«Se está haciendo una investigación, hay ya elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional, que actuó de inmediato, hay una búsqueda. Ya se tiene identificado al responsable, al homicida y vamos a seguir con las investigaciones.

«También está haciendo lo que le corresponde el Gobierno de Chihuahua, pero dimos la instrucción, aunque se trata de un asunto del fuero común, de enviar a elementos de la Secretaría de la Defensa», dijo.

El Presidente recalcó que ahora lo importante es hallar los cuerpos y detener a los responsables de este hecho.

«Ahora lo que nos importa más es encontrar los cuerpos, ya se ha avanzado en la investigación y detener a los responsables. El caso lo lleva la Fiscalía del Estado de Chihuahua, el proceso judicial, pero lo que nos importa ahora es encontrar los cuerpos y detener a los responsables. Vamos a estar informando sobre este lamentable hecho», agregó.

 

Antonio Baranda
Agencia Reforma


Los comentarios están cerrados.