STAFF/NTRZACATECAS.COM
STAFF/NTRZACATECAS.COM

ZACATECAS. La senadora Geovanna Bañuelos urge a los tres niveles de gobierno: federal, estatal y municipal a diseñar un plan emergente de protección efectiva para niñas, niños y adolescentes ante la violencia criminal que existe en todo México y que le ha arrebatado la vida a más de 450 niños.

 

Asimismo, ante el creciente número de niños asesinados en Zacatecas, la coordinadora del Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo pedirá a la Secretaría General de Gobierno del estado, al Sistema Estatal de Protección Integral de Niñas, Niños y al Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia trabajar coordinadamente para emprender medidas urgentes de protección efectiva a niñas, niños y adolescente en la entidad.

 

Mediante un punto de acuerdo que será presentado en la Comisión Permanente de la siguiente semana, Geovanna Bañuelos lamenta que de acuerdo con datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), entre diciembre de 2018 y mayo de 2022, fueron privados de la vida, de manera violenta, 8 mil 336 niñas, niños y adolescentes.

 

Tan sólo en los primeros 5 meses de este año 451 menores de cero a 17 años de edad fueron asesinados, de los cuales 338 murieron en el fuego cruzado de grupos delincuenciales o del crimen organizado.

 

“Tristemente Zacatecas está entre los primeros lugares con más infantes asesinados. En lo que va del año suman cuatro asesinatos de niños y niñas por fuego cruzado en espacios públicos en el municipio de Fresnillo, así como otros cinco homicidios de menores en ataques directos a viviendas en el municipio de Guadalupe”, menciona la legisladora.

 

Geovanna Bañuelos señala que es alarmante que casi cuatro menores son asesinados a diario en el país, lo que significa que mientras en los primeros 100 días de guerra en Ucrania perdieron la vida 242 infantes, 320 murieron en México por la violencia, de acuerdo con información de la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim).

 

El caso más reciente, refiere la senadora por Zacatecas, es el caso de Alisson, una pequeña de sólo cinco años de edad que murió luego de que sujetos armados le dispararon junto a su padre en el municipio de Fresnillo. Ante este lamentable hecho, se solidariza con sus familiares y demanda justicia.

 

“Las niñas, niños y adolescentes tienen derecho a una vida sin violencia, explotación o abuso de cualquier tipo. La niñez debe estar al centro del quehacer público, privado y social, sólo garantizando su integridad y derechos humanos podremos alcanzar un México próspero, justo e incluyente para todas y todos”, sostiene la líder petista.

 

Finalmente, enfatiza que para el Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo es alarmante la violencia que impacta la vida e integridad de las y los menores de edad. “No puede permitirse que quienes sean completamente ajenos a las situaciones de violencia están perdiendo la vida”, asevera.

 

“La violencia, sea en la forma que sea, siempre será un hecho repudiable. Lo que sucede en Zacatecas y en especial, en Fresnillo, debe parar. Esto tiene que ser una llamada para que todas y todos trabajemos en unión y coordinación para frenar esta masacre”, concluye.


Los comentarios están cerrados.