REFORMA
REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO. Pese a tener un trabajo formal, casi 10 millones de personas en México carecen de un salario suficiente para adquirir dos canastas básicas y, por ende, cruzar el umbral de la pobreza.

El 45 por ciento de las personas con empleo formal en el País carecen de un salario suficiente que les permita dejar de ser pobres, reveló un estudio de Acción Ciudadana Frente a la Pobreza basado en los registros del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) al cierre del año pasado.

«Se trata de 9 millones 598 mil personas, casi 10 millones de personas, a quienes el salario mensual no les alcanza para comprar dos canastas básicas (el equivalente a 8 mil 600 pesos netos al mes)», subrayó en conferencia Rogelio Gómez Hermosillo, coordinador de Acción Ciudadana Frente a la Pobreza.

Resaltó que 5.1 millones de personas que tienen un salario insuficiente laboran en medianas y grandes empresas, es decir, la mitad de quienes perciben un salario precario.

«Poco más de la mitad de las personas que no tienen salario suficiente para superar a pobreza trabajan en medianas y grandes empresas, así que la afirmación de que sólo las micro y pequeñas empresas y la informalidad producen pobreza no se sostiene», dijo.

«El empleo formal no garantiza ingreso suficiente para superar umbral de pobreza», recalcó Gómez Hermosillo.

Detalló que según los reportes del IMSS, 44.9 por ciento de los trabajadores formales perciben un salario que está por debajo de las dos canastas básicas.

Explicó que un salario suficiente es aquel que alcanza para comprar dos canastas básicas, que es el umbral mínimo indispensable de ingreso familiar.

P,ero dijo, esto no es garantía de que esa familia supere una condición de pobreza. Por ello es necesario avanzar hacia un ingreso digno.

«Es sólo un primer paso para contribuir a que una familia comience a superar su condición de pobreza. Y de ahí la propuesta de algunos organismos empresariales de avanzar hasta lograr ingreso digno, (que puede ser de más de 10 mil pesos al mes)», consideró.

El experto afirmó que esta situación se presenta a nivel nacional, sin embargo, hay ocho estados en los cuales el salario insuficiente afecta a un número de trabajadores formales que está por arriba de la media nacional (45 por ciento).

Se trata de Sinaloa, donde la precariedad afecta al 62.6 por ciento de los trabajadores formales; Guerrero, al 61.7; Oaxaca, 60.9; Durango, 58.5; Chiapas, 56.6; Tlaxcala y Michoacán al 56.2 por ciento y Nayarit, al 55.3.

 

Veronica Gascón Hernández
Agencia Reforma


Deja un comentario