ALEJANDRO CASTAÑEDA | NTRZACATECAS.COM
ALEJANDRO CASTAÑEDA | NTRZACATECAS.COM

Zacatecas.- Lorena Ávila Carrasco, doctora en bioética, ofreció una charla sobre encarnizamiento terapéutico y cómo evitar esta práctica en los médicos, ya que causa más dolor a pacientes en etapa terminal, sin lograr salvar la vida, sino sólo aplazar la muerte por horas o apenas unos días.

La conferencia tuvo como sede el auditorio del Hospital del Instituto de Seguridad y Servicio Social de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) en Zacatecas, con motivo del segundo Curso Anual de Bioética, realizado esta semana en la capital del estado y denominado La medicina paliativa: un compromiso de conciencia.

La especialista en farmacología y terapéutica explicó que el exceso de terapia en enfermos terminales va contra la ética y la moral de los médicos, además de ofrecer una muerte agonizante a los pacientes quienes, resaltó, tienen el derecho de decidir si aceptan o rechazan un tratamiento.

Mencionó que otro término de referirse al “encarnizamiento terapéutico” es la distanasia, que se refiere a una mala muerte y se contrapone a la eutanasia, considerada “el bien morir”.

Detalló que hay varios factores que llevan a los médicos a la “obstinación terapéutica”, como el convencimiento de luchar siempre por la vida del paciente.

Sin embargo, acotó Ávila Carrasco, en estos casos se toma en cuenta la enfermedad, pero no cómo se siente el paciente.

Aseguró que, para prevenir la distanasia, los médicos deben respetar el derecho de sus pacientes o sus representantes a aceptar o rechazar tratamientos, así como mejorar la información y priorizar la comunicación correcta con los involucrados.


Los comentarios están cerrados.