AGENCIA REFORMA / NTRZACATECAS.COM
AGENCIA REFORMA / NTRZACATECAS.COM

El vapeo expone a los usuarios a cerca de 2 mil productos químicos, entre los que se hallan compuestos potencialmente dañinos, indica un estudio realizado por investigadores de la Universidad Johns Hopkins, en Estados Unidos.

Cafeína, nicotina, un retardante de flama para polímeros, compuestos similares a hidrocarburos, condensados, así como isoforona y vainillina son algunas de las sustancias identificadas en la investigación. Sus consecuencias en el organismo pueden ir desde irritación de nariz y garganta, fatiga, depresión, reacciones alérgicas y otras dolencias.

«Las personas sólo necesitan saber que están inhalando una mezcla muy compleja de químicos cuando vapean. Y, en realidad, no tenemos idea de qué son muchos de estos compuestos», indicó Carsten Prasse, profesor asistente de salud e ingeniería ambiental en Johns Hopkins y autor principal del estudio.

«El problema es que los aerosoles de los cigarrillos electrónicos contienen otras sustancias químicas completamente desconocidas que pueden tener riesgos para la salud que aún no conocemos».

El estudio analizó las soluciones líquidas con sabor a tabaco presentes en los productos de vapeo y aerosoles comercializados por cuatro empresas: Juul Labs, British American Tobacco, ITG Brands y Mi-One Brands.

Y aunque fabricantes de cigarros buscan promover el uso de alternativas a la nicotina, como los cigarros electrónicos, la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) aún revisa miles de solicitudes sobre estos dispositivos para mantenerlos en el mercado.

La investigación «Chemical and Toxicological Characterization of Vaping Emission Products from Commonly Used Vape Juice Diluents» fue publicada en la revista especializada Chemical Research in Toxicology.

Foto Cortesía Reforma


Los comentarios están cerrados.