FRANZELY REYNA | NTRZACATECAS.COM
FRANZELY REYNA | NTRZACATECAS.COM

ZACATECAS.- Sebastián Marroquín Santos, hijo del narcotraficante colombiano Pablo Escobar, emitió la conferencia Pablo Escobar, una historia para no repetir, con el fin de emitir a los jóvenes zacatecanos su experiencia dentro del imperio de la droga más grande de Colombia.

Ante el clima de violencia e inseguridad que se vive en el estado, el conferencista aseguró durante su ponencia que externa la historia de Colombia para que sirva de ejemplo y reflexión de salir adelante como nación.

“Puede servir perfectamente de ejemplo nuestra ciudad de Medellín, como hemos ido superando estas historias de violencia, no quiere decir que no hayan desaparecidos o que no haya violencia o cárteles en Colombia, pero cuando las personas se empezaron a comprometer, a cuidar a querer a su vecino su familiar, ahí empezó a cambiar todo”, aseguró el colombiano.

Describió que cuando el gobierno, así como la ciudadanía, se comprometieron, sólo de esa manera se pudo tener una semblanza nueva de Colombia.

“Los colombianos tocamos fondo en el tema de violencia, llegamos a extremos que ojalá en ninguno de nuestros países hermanos se vuelvan a repetir. Tenemos que prestar atención a los motivos del porqué llegamos a esos extremos como sociedad, para que no se repliquen aquí (en México), o en otro lugar”, sentenció.

Posterior a la ponencia, a pregunta expresa hecha por NTR Medios de Comunicación sobre las estrategias que implementó el gobierno colombiano para disminuir los índices de violencia e inseguridad, dijo que fue la participación de la sociedad la que sacó al país adelante.

“En el momento en que la policía y los organismos estatales comenzaron a buscar el acercamiento a través de los ciudadanos, ahí se comenzó a construir un país distinto. No quiere decir que ya todo esté sanado en Colombia. Seguimos teniendo un título muy triste de ser los primeros productores de cocaína en el mundo”, dijo.

Expuso que después del involucramiento de la sociedad en denunciar, en coadyuvar, y el respeto de las autoridades a los derechos humanos, se ganó la confianza de los ciudadanos y es ahí donde Colombia pudo cambiar.


Nuestros lectores comentan

  1. a esta conferencia asistieron puros niñ@s que tienen un 70% de involucrarse en la delincuencia, y a los que tienen mas posibilidades de involucrarse los dejaron sueltos el gobierno no quiere batallar los saco de las escuelas para agarrarlos a todos juntos y llevarlos en grupo, por que no se preocuparon de hacer una campaña en las colonias y llevar a los vagos, pudieron levantar u censo como los que andan vacunando preguntando de que edades tiene a sus hijos, lo hubieran hecho en las colonias mas conflictivas de la zona metropolitana, les digo hacen todo a lo fácil, que falta de tacto para organizar esto esta bien la conferencia pero descuidan a lo mas importante la juventud olvidada, hace falta que tambien hagan escuela para padres por que cada vez les facilitamos las cosas a nuestros hijos y les hace falta mano dura para que sean buenos ciudadanos, he dicho.